Catequistas de Calama celebraron su día

Galería de Imágenes

Más de un centenar de agentes pastorales se reunieron para compartir en una jornada de reflexión y fraternidad.

Convocados por la Vicaría Eclesial los catequistas de la Diócesis San Juan Bautista de Calama se congregaron este fin de semana en el Colegio Padre Alberto Hurtado para celebrar su día y fortalecer su compromiso con la misión de guiar y educar en la fe a niños, jóvenes y adultos que se preparan para los sacramentos del bautismo, comunión, confirmación y matrimonio.

El Padre Job, vicario del Área destacó el servicio de los agentes pastorales de la catequesis, por su generosidad de acompañar a otros hermanos, "ellos son nuestra voz y nuestras manos enamorando a otros de Cristo".

Por su parte el Coordinador de Catequesis, Alberto Sánchez junto con mencionar que con este encuentro se quiso agasajar a los catequistas, destacó la tarea en la que están empeñados para fortalecer el trabajo. En este sentido se refirió el plan para la catequesis de niños que busca reducir la formación de dos a un año. De esta forma la preparación se inició este 2019 con la Pascua de Resurrección, proyectando la celebración de Primera Comunión en la misma fiesta el año 2020.

Sánchez comentó que se prepararon 30 temas de formación, incluyendo algunos que son propios de la cultura loina, como la Fiesta Religiosa de Nuestra Señora Guadalupe de Ayquina, la Encíclica del Papa Francisco "Laudato Si", sobre el cuidado de la naturaleza , entre otros.

Catequistas con iniciativa

El Obispo Óscar Blanco Martínez al finalizar la jornada junto con agradecer la generosa entrega de los catequistas de Calama, resaltó el mensaje que pudieron reflexionar en torno al santo patrono, San Juan Bautista que nos invita a salir a anunciar el evangelio, la Buena Nueva como discípulos misioneros del Señor."Tomándonos de las palabras del Papa, queremos una Catequesis en salida , una catequesis que vaya al encuentro de nuestros hermanos".

Monseñor Blanco manifestó que está invitación a salir, no solamente debe circunscribirse a los limites geográficos o existenciales, sino en la actitud, "ser capaces como catequistas, llenos del Espíritu a atrevernos a romper esquemas, solo así vamos a poder encantar a nuestra gente, y para eso debemos saber discernir los signos de los tiempos".

Agregó "Estamos en otros tiempos, con cambios no sólo en lo social, sino cultural. Debemos saber involucrarnos para saber qué es lo que les pasa a los niños, jóvenes y las familias, para eso debemos tomar iniciativas (...) Si el espíritu de Dios está con nosotros, tenemos que ser nosotros los tomemos la iniciativa y salir".